Ajustar el llamado reloj corporal podría ayudar a los pacientes con lesiones cerebrales a recuperar el estado de conciencia tras sufrir un coma, dicen los investigadores.

El estudio preliminar incluyó a 18 personas con lesiones cerebrales graves. Su temperatura corporal fue continuamente monitorizada durante una semana, lo que permitió a los investigadores calcular la duración del ritmo circadiano de cada paciente —los ciclos naturales que indican cuándo dormir, despertar o comer—.

Los investigadores encontraron que los ritmos circadianos variaron de 23.5 a 26.3 horas entre los pacientes del estudio.

Los investigadores también evaluaron los niveles de conciencia de los pacientes midiendo otros indicadores, como la respuesta al sonido y la capacidad de abrir los ojos con o sin estimulación.

La temperatura corporal fluctúa a lo largo del día basándose en señales ambientales, incluyendo la luz del día y la oscuridad, explicaron los autores del estudio. Los investigadores encontraron que los pacientes con un mayor nivel de conciencia tuvieron patrones de temperatura corporal más estrechamente alineados con un ritmo saludable de 24 horas.

Nuestro estudio sugiere que cuanto más cerca están los patrones de temperatura corporal de una persona con lesión cerebral grave a los de un ritmo circadiano de una persona sana, mejor será su puntuación en las pruebas de recuperación del coma, especialmente cuando hablamos del despertar, que es necesario para recuperar la conciencia“, señaló Christine Blume, de la Universidad de Salzburgo, Austria.

Los resultados del estudio se publicaron recientemente en la revista Neurology.

Las variaciones circadianas son algo que los médicos deben tener en cuenta al diagnosticar a los pacientes. El momento del día en que los pacientes son examinados podría ser crucial“, dijo Blume en un comunicado de prensa de la revista.

Además, los médicos quizás quieran considerar la creación de entornos para los pacientes que imiten los patrones de luz de la noche y del día para ayudar a lograr un ciclo normal de sueño-vigilia. La esperanza es que esto podría ayudar a traer a una persona con lesión cerebral grave más cerca de la conciencia“, agregó Blume.

Todos los pacientes del estudio tenían síndrome de vigilia sin respuesta, o estaban en un estado mínimamente consciente. El síndrome de vigilia sin respuesta (“estado vegetativo”) es cuando un paciente ha despertado de un coma, puede abrir los ojos y tener períodos de sueño, pero no responde. Un estado mínimamente consciente es cuando un paciente muestra signos de conciencia.

 

Vía: Health Library