Durante los últimos 100 años, los investigadores han superado constantemente los límites de nuestro conocimiento sobre la medicina y sobre cómo los diferentes organismos pueden responder a ella en múltiples maneras. Sin embargo, los métodos para la producción de medicamentos aún no se han alejado de la producción en masa. Muchos de los que tienen una enfermedad determinada obtienen el mismo producto con la misma cantidad de un compuesto activo.

Pero dicha forma de producción pronto podría quedar en el pasado. En un nuevo estudio, investigadores de la Universidad de Copenhague, en Dinamarca, junto con colegas de la Universidad Åbo Akademi de Finlandia, han desarrollado un nuevo método para producir medicamentos. Este se basa en la producción de un material comestible blanco, donde se imprime un código QR con una tinta especial que contiene el fármaco.

Esta tecnología es prometedora, ya que el medicamento puede dosificarse exactamente de la manera que deseas. Esto brinda la oportunidad de adaptar el medicamento de acuerdo con el paciente que lo recibe“, indicó Natalja Genina, profesora asistente del Departamento de Farmacia de la institución danesa.

Potencial para reducir la medicación incorrecta y la medicina falsa

La forma de un código QR también permite el almacenamiento de datos en la “píldora” misma.

Simplemente haciendo un análisis rápido, puedes obtener toda la información sobre el producto farmacéutico. En ese sentido, podría reducir potencialmente los casos de medicamentos incorrectos y falsos“, afirmó Genina.

Los científicos esperan que a futuro, una impresora regular sea capaz de aplicar el medicamento en el patrón de un código QR, mientras que el material comestible tendrá que producirse con anticipación para permitir la producción bajo demanda de medicamentos cerca de los usuarios finales.

Si tenemos éxito con la aplicación de este método de producción en impresoras relativamente simples, entonces permitiría la producción innovadora de medicinas personalizadas y el replanteamiento de toda la cadena de suministro“, destacó el profesor Jukka Rantanen, también del Departamento de Farmacia.

Por ahora, los investigadores están trabajando en el refinamiento de los métodos para esta producción médica.

Les dejamos este video donde se da una breve introducción a esta innovadora tecnología.

 

Vía: University of Copenhagen – Faculty of Health and Medical Sciences